Las ventas a domicilio 

Skip listen and sharing tools

Sus derechos en Australia.

¿Qué son las ventas a domicilio?

Las ventas a domicilio (door-to-door sales) ocurren cuando una persona: 

  • trata de venderle productos para la casa
  • le ofrece hacer reparaciones a su casa
  • le pide que cambie de proveedor de gas, electricidad, teléfono o Internet.

¿Cuándo puede un vendedor llamar a mi puerta? 

Los vendedores están autorizados a llamar a su puerta entre: 

  • las 9 y las 18 horas de lunes a viernes 
  • las 9 y las 17 horas los sábados.

No pueden llamar a su puerta los domingos o feriados públicos. 

No obstante, los proveedores o representantes pueden llamar a su puerta en cualquier momento si usted está de acuerdo. 

¿Qué reglas deben respetar los vendedores a domicilio? 

Cuando llaman a su puerta, los vendedores deben: 

  • decirle por qué se están presentando allí 
  • decirle su nombre y la compañía para la cual trabajan
  • decirle a usted que deben irse si usted así se los pide (si usted le pide a un vendedor que se vaya, éste no podrá ponerse en contacto con usted nuevamente por un mínimo de 30 días)
  • hablarle de su derecho a cancelar el contrato (incluyendo qué debe hacer usted para cancelar el contrato)
  • incluir todos los datos de contacto en cualquier contrato que firmen en nombre del proveedor 
  • entregarle una copia escrita de cualquier contrato, antes de que se firme
  • no pedirle pagos dentro de un plazo de 10 días hábiles de la firma del contrato
  • no entregarle mercadería por un valor de más de $500 dentro de un plazo de 10 días hábiles de la firma del contrato
  • no prestarle servicios dentro de un plazo de 10 días hábiles de la firma del contrato.

No me interesa lo que ofrece el vendedor… ¿qué puedo hacer? 

  • Diga "no gracias". 
  • No se sienta presionado a comprarle nada a una persona que llame a su puerta. 

Siempre diga que "no" si el vendedor: 

  • le hace una oferta que suena demasiado buena
  • le pide que pague antes de entregarle la mercadería o los servicios
  • se comporta de una manera que le hace sentir nervioso o incómodo. 

Las personas que dicen venir en nombre del gobierno

  • Alguien llama a su puerta y dice que viene de un departamento del gobierno, como por ejemplo la Oficina Australiana de Impuestos (Australian Taxation Office o ATO) o Centrelink. 
  • Le pide los datos de su cuenta de banco o datos personales, por ejemplo para pagar su declaración de impuestos o aumentar sus pagos de Centrelink. 
  • Esa persona puede usar sus datos para robarle dinero o su identidad. 

Recuerde: Sea prudente si alguien llama a su puerta y dice ser del gobierno. Siempre pida identificación. En la mayoría de los casos los departamentos del gobierno no se ponen en contacto con usted de esta manera.

Me interesa la oferta del vendedor… ¿qué debo hacer? 

Si usted acepta comprarle algo al vendedor, éste le pedirá que firme un contrato. El contrato debe: 

  • estar escrito en lenguaje claro y simple
  • incluir todos los términos y condiciones 
  • incluir el precio total, o cómo se lo calcula 
  • incluir todos los gastos de correo o entrega
  • contener el nombre y los datos de contacto del vendedor 
  • incluir los datos del proveedor, incluyendo dirección y datos de contacto
  • llevar su firma y la del vendedor
  • estar escrito en letra clara o impreso (aunque si hubiera cambios, éstos se podrán escribir con lapicera y firmar)
  • contener información sobre su derecho a cancelar el contrato
  • ser comprendido fácilmente
  • venir con un formulario que explique sus derechos si usted cambia de idea. 

Recuerde: Si usted no habla inglés bien, NO es aceptable que un vendedor use a su hijo como intérprete para que usted firme el contrato. Antes de firmar un documento cualquiera, pida una copia del contrato en español.

Firmé un contrato y ahora he cambiado de idea… ¿qué puedo hacer? 

Si usted acepta comprarle mercadería o servicios a un vendedor a domicilio por un valor de más de $100, tendrá 10 días hábiles para cambiar de idea sobre el contrato. Esto se denomina un período de "enfriamiento" (cooling-off period). Si durante este tiempo, usted decide que el contrato no es lo mejor para usted, podrá cancelar la compra sin costo alguno. 

Antes de que usted acepte, el vendedor debe informarle que usted tiene este derecho. Si usted cambia de idea durante el período de enfriamiento, el vendedor o proveedor no puede: 

  • pedirle que renuncie (cancele) a su período de enfriamiento
  • presionarle para que acepte el contrato
  • cobrarle por cancelar el contrato. 

Usted puede cancelar el contrato verbalmente o por escrito. 

Alguien llama a su puerta y le pregunta si desea cambiar de proveedor de gas o electricidad 

  • Le dice que su compañía le ofrecerá a usted un buen negocio y que le ahorrará mucho dinero. 
  • El vendedor le presiona para que firme el contrato de inmediato. 
  • Usted se siente presionado, y firma. 
  • Al día siguiente, usted decide que no quiere el contrato. 

Recuerde: 

  • no se sienta presionado a firmar un contrato; puede pedirle al vendedor que le deje la información para que usted la pueda leer
  • si usted firma y luego cambia de idea, debe tener el derecho a un período de "enfriamiento"
  • póngase en contacto con la compañía vendedora dentro de los 10 días hábiles para decirle que ha cambiado de idea
  • la compañía no puede cobrarle nada por haber cambiado de idea.

Para obtener información sobre ventas a domicilio que posiblemente no sean genuinas, consulte www.scamwatch.gov.au.